×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 66

Domingo, 22 Febrero 2015

TOLETE CANARIO, ALGO DE LUZ EN NUESTRO LEGADO CULTURAL. Entrevista con Anatael Palmero y Luis M. Maristany, Escuela de Artes Marciales Canarias Achinech

 
Valora este artículo
(8 votos)

CP Entrevista _

© Juanca Romero Hasmen

 

TOLETE CANARIO
ALGO DE LUZ EN NUESTRO LEGADO CULTURAL

Entrevista con Anatael Palmero y Luis M. Maristany,
Escuela de Artes Marciales Canarias Achinech

 

Canarias, este enigmático e intenso archipiélago en el que el destino nos ha querido colocar y sobre el que sabemos más bien poco, muy poco, esconde secretos que no siempre están ligados a la leyenda y los misterios. La Historia escrita con mayúsculas nos guarda muchas lecciones que deberían ser aprendidas incluso desde las aulas, mostradas con luces y taquígrafos en el ADN de los pequeños que ahora están obligados a conocer las cordilleras del mundo junto con los grandes ríos y culturas, pero que desconocen por completo quienes fueron los antiguos pobladores de nuestro archipiélago y en que marco cultural o social se movían. Y es en esa línea en la que se mueven los inquietos integrantes de la Escuela de Artes Marciales Canarias Achinech, en la que el uso del Tolete Canario está presente dejando a las claras que se trata de un instrumento que utilizaban nuestros antepasados con gran destreza y que les servía de acompañante en la vida diaria. Tolete es una palabra denostada, con connotaciones fálicas pero que en su raíz, está referida a una barra de madera que a modo de garrote o palo perfilado, servía para defenderse en los caminos y llevar a las yuntas de un punto a otro. Rescatar el carácter cultural de esta habilidad es el empeño que tiene Achinech, y con su presidente, Anatael Palmero y con uno de sus integrantes, Luis M. Maristany hablamos esta misma semana.

¿Tenemos la seguridad de que los antiguos pobladores de las Islas utilizaban ese tipo de armas? - Portaban ese tipo de armas. Por supuesto, con el paso de los tiempos, la morfología de estos palos ha variado, pero en esencia, la longitud y la técnica de manejo es la misma. Actualmente lo que se hace es la fomentar la conservación de una habilidad que tuvo el pueblo canario en un momento determinado de su historia, y que la conservó hasta un periodo en el cual la represión franquista hizo que la gente se alejara de ello, porque si te pillaban… te daban  castaña. Era visto como una expresión de rebeldía. En esa etapa de la historia, el gobierno impedía que la gente portara nada, y la usaba como un instrumento. O sea, que siempre fue un “arma-instrumento”. Después perdió su connotación de arma y se mantuvo su uso como instrumento para labores en el campo.

ToleteCanario 3¿Se ha hecho o está haciendo labores de rescate del “Tolete canario”? – La base está recogida en el libro “Origen y rescate del Tolete Canario”, del maestro Jorge Domínguez Naranjo, tres décadas de trabajo de recuperación y difusión de esta práctica. Hablamos de puro acervo cultural. No es un capricho de nadie, ni un deporte. Cierto es que para conseguir que el Tolete llegue a la sociedad, hay que “vestirlo” de deporte, porque evidentemente, y como es normal, ya nadie va peleándose por las calles a golpe de palo.

¿Achinech qué hace? - Achinech conserva una tradición cultural. Desde nuestra entidad, trazamos tres frentes muy marcados a la par que necesarios: practicamos el Tolete Canario desde la vertiente antropológica, cultura. Por otro lado, le damos el enfoque deportivo, y como tercer frente de acción, lo enfocamos desde otra vertiente relacionada con la defensa personal. En definitiva, poder emplear técnicas autóctonas del pueblo canario –al igual que ocurre con artes marciales de otros puntos del mundo-, y utilizarlas para la protección del individuo en situaciones adversas. En cualquiera de los casos, la base fundamental consiste en tener presente lo ancestral de esta práctica o habilidad. Buscamos la conexión que perdimos, e intentamos hacer que la población recupere el interés por nuestro pasado, nuestra historia.

¿Qué datos, qué pruebas, a dónde hemos tenido que recurrir para encontrar esa conexión con el Tolete en la época de nuestros antiguos? Es decir, ¿de qué fuentes hemos bebido para rescatarlo? - El maestro Jorge Domínguez es quien inicia este rescate. Empieza averiguando distintos palos, ya que hasta ese momento solamente se conocía la vara de la que todos conocemos como la del juego del palo. En ese arduo trabajo de rescate, el maestro Jorge empieza a indagar con los viejitos, y son ellos los que dicen que “habían más palos. Había más formas de pelear con los palos”. El antiguo canario luchaba con armas grandes, cortas, a distancias más largas, más cortas… Así es como el maestro Domínguez descubre que también utilizaban un palo corto de unos 70/80 centímetros y que era agarrado por el centro y no desde uno de los extremos como hasta entonces se creía.

¿Entonces existían unos estándares en las medidas y grosores de los palos? ¿No era cosa de agarrar un palo y empezar a utilizarlo? - Exacto. Los garrotes tenían unas medidas superiores al individuo que la portaba. La vara sin embargo era más fina y tenía una serie de habilidades. Hay que señalar que estos palos gruesos también fueron llamados macanas o magados, zurriago…

¿Y sobre el uso cotidiano de estos palos? - Sobre todo los guayeros que iban desde el sur hacia el norte de la isla de Tenerife, portando mercancía etc., eran los que llevaban ese palo. Evidentemente al utilizarlo, estos hombres no eran conocedores de que practicaban un arte marcial, ni entrenaban… simplemente tenían una habilidad transmitida de generación en generación. Lo utilizaban como método de defensa por si les asaltaban en el camino. También se descubrió que en Cuba se practicaba, fruto de la emigración. Estamos hablando de un sistema de trabajo y de combate. Pero es que lo mismo ha sucedido en Japón con las artes marciales.

ToleteCanario 2Con la Lucha Canaria -lo vivimos en la  década de los 80-90-, vimos que en los colegios se practicaba, veíamos a los pequeños practicándola Parece que ahora, resulta más difícil con el Tolete llegar a ese nivel. ¿Hay apoyos? - ¡No!, apoyo cero. Hablamos tanto de la lucha del garrote como la del tolete, que tienen mucha similitud porque son rescates que se han hecho desde la misma fuente. Llegar a los colegios se ha intentado, pero sin frutos positivos. También hay que decir que lo que se rescató y llevó a los colegios, es la parte deportiva. La lucha canaria también viene de la época antigua, y esa raíz ancestral poco o nada se ha enseñado en los centros escolares y deportivos. Para ser justos, hay que decir que el Ayuntamiento de Santa Cruz apostó desde su Concejalía de Deportes por fomentar los deportes canarios, autóctonos, y ahora mismo en el Perico Perdomo del Barrio de la Salud –un terreno de lucha que estuvo unos años cerrado-, se practica garrote, y lucha canaria,

¿Y tenemos colas en la puerta esperando para entrar, o eso es otra asignatura pendiente? - Eso es una asignatura muy pendiente. También por el desconocimiento, porque muchísimas personas no saben que existen estas prácticas, estos tipos de actos de lucha autóctonas. Esa es una de nuestras mayores misiones ahora mismo, a parte del rescate y la difusión. No a todo el mundo le gusta luchar, como no a todo el mundo le gusta cantar o bailar, pero habrá gente que si conociera nuestro sistema de trabajo, se acercaría a esta práctica.

Sobre eso quería preguntar; entro por interés, por curiosidad, ¿y qué me voy a encontrar en una de esas clases? - Te vas a encontrar un arte marcial, que no tiene nada de diferente a lo que puede ser un arte marcial coreano, filipino o japonés, que estamos acostumbrados a ver por televisión. Un sistema de combate y defensa personal, aplicado a sistemas policiales, a defensa personal individual, o un método de entrenamiento deportivo. No vas a encontrar ninguna diferencia.

Sobre los antiguos, ¿actualmente se hace algún tipo de actividad ilustrativa, que represente un poco cuál era la forma original de utilizar este tipo de palos?

Cuando se hace el rescate, estamos hablando de gente de los años 40-30, nacida a primeros del siglo XX. Se les entrevistó directamente porque ellos en primera persona conocieron estas armas. Evidentemente a los antiguos (guanches) se llegó a través de conexiones con determinados arqueólogos, que han encontrado en yacimientos armas de similares características.

¿Podrías describirlas? – La mayor de ellas, tiene los dos extremos puntiagudos, con puntas en los dos extremos. Es decir, que son utilizados ambos vértices, lo que deja a las claras que el agarre tiene que ser central, para utilizar tanto un lado como el otro. Otra evidencia o conexión con los antiguos pobladores, está en el forjado de la madera, la forma de cortarlo, en Luna creciente y hecho en fuego

¿Algún tipo de madera en concreto? - Sí, sobre todo maderas nobles de aquí; aceviños, follados… son los tipos de maderas que más se utilizaban.

¿El Tolete, Garrote o armas similares se daban en las siete islas? - Sobre todo en la isla de Gran Canaria y Tenerife, aunque en El Hierro y Fuerteventura también se encontraron claros vestigios. En el resto de islas también ha habido hallazgos y/o pistas, pero en menor medida. Practicándose actualmente como disciplina deportiva tenemos Tenerife y Gran Canaria. En El Hierro y Fuerteventura  hay un pequeño grupo.

¿Y si queremos contactar con Achinech para inscribirnos o acudir a presenciar una de las clases? - En el Perico Perdomo, que es el terreno de lucha del Barrio de la Salud de Santa Cruz. Estamos de 15:00 a 17.30 horas los lunes y los miércoles. También pueden contactar con nosotros en nuestro blog: http://clubachinech.blogspot.es, o en Facebook: Escuela de Artes Marciales Canarias Achinech.

Modificado por última vez en Domingo, 22 Febrero 2015 11:03