Martes, 16 Enero 2018 13:46

UN TORERO JAMÁS DEBE SER MASÓN

Canarias Plural _
Juanca Romero Hasmen

 

A estas alturas de mi trayectoria profesional, no tengo intención de ocultar el gran interés que despierta en mi todo lo que tiene que ver con la masonería. No son pocos los artículos que he podido escribir en los últimos años referidos a este interesante asunto, en los que ha quedado claramente reflejada mi postura aperturista, didáctica, y no por eso, reñida con la crítica más firme y consecuente. Pues bien, en esta ocasión me gustaría poner negro sobre blanco sobre un particular asunto sobre el que llevo tiempo reflexionando, y del que estoy convencido, escucharemos ecos durante una larga temporada. Me refiero a la relación entre tauromaquia y masonería, entre toreros y masones.

No estoy por la labor de extender paños calientes sobre este asunto; un torero jamás debería ser admitido como masón en ninguna logia. Y antes de que algunos se tiren las manos a la cabeza, e intentando argumentar mi aseveración, permítame que lo argumente aunque sea en unas pocas líneas. Si damos por buena la máxima condición referida a que un masón debe ser un hombre de bien, selectivo, discreto, filantrópico, filósofo, reflexivo y amante de la vida, encontramos que estas pautas se caen por su propia peso cuando en la definición de un torero debemos rotular su significado y significancia; asesino de animales, favorable a la fiesta en torno al crimen animal, y como añadido, y en la mayoría de los casos, poseedor de una soberbia supina.

 

Asesinos de toros Vs masones

Somos conocedores de la enorme dualidad que existe en España en todo lo referido a la mal llamada Fiesta Nacional, que por definición cromática y descriptiva, podría llamarse perfectamente Fiesta Criminal. Una parte de los españoles se posiciona como defensora de la continuidad de estos festejos circenses en torno a la sangre y la tortura, mientras que otra parte, mayoría demostrada, apostamos por la abolición de cualquier tipo de tortura, esté o no esté avalada por los presupuestos generales de todos y cada unos de los ciudadanos. Hasta donde yo sé, quitar la vida a un ser vivo se denomina matar, y cuando este crimen se desarrolla en un ecosistema poblado por sedientos de sangre, bestias escupidoras de improperios y ávidos buscadores de la muerte abusiva, en este caso y por definición, podría utilizarse el término asesinato.

Definición de asesino: 1. Matar a alguien con alevosía, ensañamiento o por una recompensa. 2. Causar viva aflicción o grandes disgustos.

 

Así pues, y recuperando el hilo que nos ocupa, ¿un torero puede ser masón?

 

Masonería ambigua

Llamativa resulta la ambigüedad con la que la masonería se manifiesta sobre el asunto. Y en este sentido podemos encontrar postulados también enfrentados, que van desde aquellos que avalan la tauromaquia como un ritual universal de carácter ancestral, hasta la otra vertiente en la que encontramos librepensadores que descartan toda compatibilidad entre masonería y tauromaquia.

La masonería, o al menos una parte amplia de ella, explica que las corridas de toros son un rito iniciático tomado de la Atlántida, en el que se manifiesta el ego (toro) y la alquimia para dominarlo (torero). Así, de este modo tan surrealista, esta parte de la masonería añade otros ingredientes tales como la relación entre el traje de luces y la adoración al Sol o la búsqueda de la luz. Objetos de tortura como espadas y puntillas, son considerados símbolos y grados de evolución. En el tendido, sol y sombra representan el bien y el mal, la eterna dualidad sobre la que la masonería ha disertado durante siglos. El torero es considerado maestro, y a quienes le siguen como banderilleros, cuadrilla, etc., representan a los aprendices. Y así, y arrimándonos a estos postulados masónicos, se intenta dar validez a la existencia de toreros como miembros de logias, a criminales de animales en las filas de la maltrecha masonería en España.

Me reitero, y por supuesto desde la visión particular de quien se considera con orgullo librepensador, un torero jamás debe ser masón por tener las manos manchadas de sangre.

Publicado en Crónicas Atlantes

Canarias Plural _
Juanca Romero Hasmen


 

Prostituyendo los antiguos deberes, usos y costumbres de la masonería

La Gran Logia de España en manos de la desvergüenza

 

La Gran Logia de España fue constituida de forma oficial en 1982, mientras un tal Naranjito andaba por las calles dándole patadas a un balón de fútbol. Aquellos eran años convulsos en los que la masonería aún supuraba falsas etiquetas heredadas de la sanguinaria y apaisada etapa franquista. El concepto que la gran mayoría de la población tiene de la masonería, está aún hoy en día muy alejado de lo que en realidad supone el contexto y la filosofía de esta entidad discreta y filantrópica, relacionándola con conceptos distorsionados y conspiranoicos. Dejando en capítulo aparte la dura persecución franquista, la masonería debe entonar el mea culpa en todo lo referido a su transparencia en el escaparate de la sociedad democrática de la España del siglo XXI. En general, ha sido la propia masonería la que ha presumido durante años de su hermetismo, no sabiendo diferenciar entre discreción y trasparencia social. Es deber y obligación de la masonería española, explicar a la población cuáles son sus intereses, sus mecanismos de actividad social y la importancia que tienen los valores masónicos.


Óscar de Alfonso Ortega, un mal ejemplo

El Gran Maestro de la Gran Logia de España es desde 2010, Óscar de Alfonso Ortega. Este hombre de 50 años de edad, es la cabeza visible de una parte de la masonería española, que muy a su pesar, no solo está compuesta por la corriente masónica que él representa. De rotario a masón, Ortega puede presumir de un llamativo periplo dentro de las consideradas asociaciones benefactoras. Entre sus aficiones, podemos destacar el cine, la lectura y la natación. También practicó boxeo tailandés, aunque esta práctica deportiva la dejó aparcada el día que tuvo que pasar por una operación quirúrgica (fuente: Diario de Sevilla – Junio 2017). Pero en los últimos tiempos, el Gran Maestro tiene entre sus entretenimientos estas cosas de publicar en las redes sociales sus correrías oficiales y representativas, en las que nos muestra su visión personal y vivencial de lo que supone para él la auténtica masonería. Y así, podemos ver en su perfil público de Instagram, la definición gráfica de lo que significa ser masón para el máximo representante de la Gran Logia de España.

Captura Instagram - Gran Maestro de la Gran Logia de España

Sin lugar a dudas, el último viaje del Maestro a tierras brasileñas para atender cuestiones de representación, ha sido intenso. Por definición, un buen masón debe ser un hombre discreto y huir de cualquier tipo de apología de la ostentación y el despilfarro. Un buen masón debe recordar siempre cuales son los valores por los que se rige la auténtica masonería, que a buen seguro están alejados de imágenes y hashtags como estos:

#sexo #abuelopedofiloamilado #cocos #chupar

Acompañados de una ilustrativa y gráfica frase en la que reza: “Tapándome las tetas con dos cocos. No pude resistirme a chupar de un coco”.

MasonWeb 003

Un buen masón además de serlo, debe parecerlo, y el Gran Maestro de la Gran Logia de España no lo parece ni de lejos. Son muchos los masones que sienten vergüenza al ver las correrías de quien tiene entre sus manos la apertura de la masonería a la sociedad. Si el ciudadano de a pie percibe que el derroche y los malos modos, además del mal gusto en la dialéctica forman parte de la filosofía masónica, entonces el trabajo aperturista se convierte en una compleja quimera.

Óscar de Alfonso Ortega es un mal ejemplo para la masonería mundial, el antihéroe que todo cuento debe tener para que una historia se plasme con veracidad. No nos engañemos, esta parte de la masonería también es verdad, y se ha convertido en todo un cáncer, un tumor difícil de extirpar en el complejo tejido de intereses y desintereses en los que se protege parte de la masonería actual. Un Gran Maestro no puede permitirse según qué tipo de licencias, ni en su actividad representativa, ni en la personal, que en el caso de los masones, no establece líneas que las diferencie porque un masón lo es las 24 horas del día de toda su vida.

Óscar de Alfonso Ortega, Gran Maestro de la Gran Logia de EspañaEl señor Óscar de Alfonso Ortega debería ser irradiado por sus hermanos de logia. No es merecedor de ocupar el cargo que ostenta, pero tampoco de portar un mandil que los masones de bien, respetan y sienten como su propio riego sanguíneo. Debería pedir disculpas a la sociedad y poner su cargo a disposición de la masonería seria, esa que aún no está pervertida por las malas prácticas.

Sería interesante, y llegados a este punto, conocer los costes de representación del Gran Maestro de la Gran Logia de España, ya que al tratarse de una asociación inscrita en el Registro Oficial de Asociaciones de España, imagino podrá mostrar con transparencia las cuentas de la misma.

El artículo 14 de la Ley 1/2002, dice:

[…] Las asociaciones han de disponer de una relación actualizada de sus asociados, llevar una contabilidad que permita obtener la imagen fiel del patrimonio, del resultado y de la situación financiera de la entidad, así como las actividades realizadas, […]

Resulta cuando menos llamativo que en España el salario mínimo a fecha de julio de 2017 sea de 825,65 €/mes, y que según algunas fuentes, y siempre presuntamente, la Gran Logia de España maneje gastos de representación próximos a los 29.000 euros a fecha del 30 de septiembre de 2017. ¿Son erróneas estas cifras? ¿Puede conocer la ciudadanía, la que porta mandil y la que no, las cifras de esta entidad y de otras muchas que aparecen registradas en el Ministerio de Interior? De estar equivocado, y dando por hecho que todos los movimientos aparecen reflejados en el libro de cuentas de la Asociación o logia, ¿se justifican todos los gastos realizados, mediante facturas, comprobantes de tarjetas, etc.? La respuesta es tan sencilla como hacer públicos números y conceptos.

Una masonería trasparente no es aquella que convierte en vulgar y soez el concepto filosófico y benéfico, sino aquella que es capaz de sanear sus propios rincones antes de invitar a los demás a que conozcamos, y entendamos el funcionamiento de su casa.

Menos mal, y gracias al GADU, los buenos masones son mayoría, y están alejados del diabólico vicio de la distorsión. Solamente nos queda esperar a que la revolución masónica llegue para recuperar de una vez por toda, los antiguos deberes, usos y costumbres que tan grande hacen a la Masonería con mayúsculas.

Publicado en Crónicas Atlantes

CP Entrevista

Enero 2016 © Juanca Romero Hasmen

 

La Masonería, intencionadamente escrita en mayúsculas por mi parte, no en pocas ocasiones ha ocupado este espacio periodístico. Hace no demasiados días, he tenido la inmensa fortuna de conocer a una de esas personas que supuran sapiencia, y de las que sabes que con tan solo cruzar unas palabras, sumarás a tu mochila vivencial nuevos aprendizajes. En mi particular caso, la fortuna además se dispara con múltiplos al haber compartido horas y días junto a uno de los grandes hombres de la masonería española, y sin lugar a dudas, una de las voces más autorizadas para hablar de ella. Miguel Ángel Foruria, último Gran Maestro del Grande Oriente Español, estuvo en la isla de Tenerife con motivo de la celebración de una interesante conferencia a la que acudió en calidad de invitado. Me siento afortunado a la vez que asumo un alto grado de responsabilidad, por haber tenido la suerte de entrevistar a una de las voces más autorizadas en el estado español para hablar de masonería, actividad que como bien es sabido, y no en pocas ocasiones lo he reiterado, siempre ha tenido que luchar contra los regímenes totalitarios. Nunca antes, y tampoco ahora, fue bien visto por parte de los poderes fácticos y determinadas oligarquías, que la sociedad esté activada por librepensadores. Un hombre que piensa, es un hombre que decide, y ese es uno de los motivos por los que la propia masonería ha sido perseguida y en la actualidad aparece en ocasiones distorsionada de forma intencionada. Se intenta “criar” a modo de gallinero masificado, un pueblo lleno de personas sumisas devoradoras de asquerosa televisión putera y rancios conceptos de lo que está bien y de lo que está mal. La sociedad cimentada en valores individuales y en la libertad de pensamiento y obra, ha quedado condenada al ostracismo. Seamos claros en esto, para los gobiernos totalitarios, disfrazados o no de democracia, un hombre que piensa por si mismo supone un problema. El masón es un librepensador, por lo tanto, también es un incomprendido por parte de los actuales cánones impuestos.

Es por ello que esta entrevista se torna cuando menos, esclarecedora y despeja algunas dudas.

¿El español del siglo XXI conoce realmente que es la masonería y qué papel juega en la sociedad actual? -En mi opinión no, y de ello hay dos responsables… en el caso de que se pueda hablar de responsabilidades. Una parte de esa supuesta responsabilidad en el desconocimiento del español medio al respecto de cuanto se refiere a la Masonería, reside en que la propia Masonería no siempre tiene mucho interés en darse a conocer a la Sociedad, lo que por ejemplo deja en el anonimato su obra benéfica. En España las Logias están movilizadas a ese fin, pero lógicamente está limitada por el número de masones activos.

Antes de que me lo pregunte le diré que se cifran en algo más de 3.000 masones regulares y del orden de otros 2.000 entre las varias Obediencias irregulares, o liberales, que es como les gusta llamarse a nuestros Hermanos y Hermanas miembros de esas Obediencias. Por otra parte, la Masonería –cuando no renuncia a sí misma– como consecuencia de su propia naturaleza de Orden Iniciática está voluntariamente constreñida a no hacer proselitismo. Esta renuncia trae consigo que para una parte de la sociedad actual, saturada de mensajes portadores de múltiples ofertas de formas o actitudes de afrontar la propia vida; y para otra absolutamente indiferente a lo que no sea el futbol o su personal y propio día a día, la existencia de Masonería pase desapercibida, o que incluso a algunos les suene a algo antiguo, como de otros tiempos. Pero desde luego se trata de una percepción errónea: La Masonería es tan actual al mismo tiempo que intemporal, como lo es la propia actitud del ser humano, desde la misma noche de los tiempos, avanzar en su propia evolución…

Podríamos decir que incluso es un instinto de la especie. Nadie puede negar que media un abismo de milenios de evolución desde el hombre primitivo cuya guía principal de comportamiento eran sus propios instintos, hasta el hombre de hoy, con sus defectos y sus virtudes. Pues bien, en ese permanente recorrido evolutivo hacia el hombre espiritual –quizás luego tendríamos que entrar a explicar que entendemos como hombre espiritual– es donde la Masonería facilita al masón los “medios” espirituales, intelectuales y materiales que le ayudan a lograr ese avance, ese crecimiento individual que le lleva hacia el hombre completo; es decir, el Hombre –así, con mayúsculas– que asume como guía de vida una concepción ética, espiritual y moral de su propia existencia. Ese es el Gran Papel que desempeña la Masonería en la sociedad actual, el mismo que viene realizando desde que, incluso con otros nombres, comenzó a ser guía y alta cátedra moral.

El otro culpable de que el español del siglo XXI no conozca, no solamente ya lo que realmente es la Masonería, sino incluso la propia existencia de la Masonería, es el atavismo de ocultar su presencia creado por siglos de persecución, por siglos de intentar convertirla para la opinión pública en una “obra satánica” que maquina contra la religión, al tiempo que en una organización revolucionaria que pretende subvertir el eterno orden de la “autoridad” emanada directamente de dios. De un dios escrito exprofeso así, con minúsculas, para significar la reducción de Dios a su propia imagen y conveniencia que realizan algunos salva patrias y sus socios, los traficantes de bulas, perdones, penitencias y salvaciones eternas.

 Entrevista con D. Miguel Ángel Foruria

Captura fotográfica de la entrevista

 Indudablemente, la masonería no da la espalda a los grandes problemas sociales que nos acucian. ¿Con qué herramientas cuentan los masones, para “combatir” estos difíciles momentos? -La Masonería en cada país y de forma absolutamente independiente unas al respecto de las otras, se constituye en Grandes Logias como resultado de la federación o agrupación de un número mínimo de Logias, siendo la Logia el cimiento, la base sobre la que se estructura la Masonería. Las Logias, con arreglo a los Estatutos y Reglamentos de las Grandes Logias, y los suyos propios, son prácticamente soberanas a la hora de admitir a sus miembros. Es en la Logia donde se realiza el “trabajo masónico” o, dicho de otra forma, todo aquello que tenga relación con el proceso iniciático que, a partir de un profano hará surgir un masón. Con lo dicho quiero significar que los masones venimos a las Logias desde la sociedad a la que pertenecemos y traemos con nosotros el conocimiento de primera mano de la realidad social de la que venimos ¿Cómo podría la Masonería, pues, desconocer primero y dar la espalda después a los problemas que acucian a la Sociedad de la que los masones venimos y formamos parte?

Respecto a las herramientas para combatir esos problemas y una vez sentada la premisa –innecesaria pero conveniente– de que la Masonería no es una organización política o sindical, instituciones cuya especialidad es precisamente actuar directamente en la Sociedad con arreglo a sus respectivas misiones; y no siendo tampoco una institución creada para ejercer en primera persona la protección social de los necesitados, sí ejerce con arreglo a sus capacidades funciones de beneficencia. Pero no es ahí el campo en el que la Masonería afronta los problemas sociales, sino mediante el trabajo en la Logia: haciendo de hombres que ya eran buenos cuando llamaron a sus puertas, hombre mejores, con una mayor conciencia social, con una más ajustada percepción de lo justo y lo injusto, del bien y el mal. Son luego cada uno de los masones los que en sus respectivos medios, en sus entornos más cercanos, en su familia, en sus lugares de trabajo, influirán mediante el consejo o la acción directa en la toma de decisiones que lleve a corregir los problemas sociales.

Como ejemplos le pondré el de la labor que nació en las Logias para crear el estado de opinión que consiguió la abolición de la esclavitud… O la creación de las primeras instituciones que fueron la base de la actual Seguridad Social; la atención a viudas y huérfanos. En otro orden de cosas, de la Masonería, de las ideas surgidas de las Logias y llevadas a la práctica por sus miembros, nació la Sociedad de Naciones, luego las Naciones Unidas, el Consejo de Europa y la propia Unión Europea.

¿Qué hace la masonería en España para favorecer su transparencia en la sociedad? -Permítame que en primer lugar conteste a su pregunta con otra pregunta ¿Qué razón sería aquella que, siendo como es la Masonería una institución privada, que se mantiene con sus propios fondos y no recibe ningún tipo de subvenciones de fondos públicos, debiera obligar a la Masonería a una “transparencia” que no prevén las leyes y que tampoco se exige a otras instituciones? Dicho esto, la Gran Logia de España está inscrita en el Registro de Asociaciones del Ministerio del Interior, donde figuran sus estatutos y los nombres de sus directivos, dicho con palabras profanas. Sus centros de reunión no solo no están ocultos sino que son plenamente conocidos; publicita sus reuniones y actividades a través de páginas Web y boletines… Y a pesar de que algunos sectores de la sociedad, cada día menos, nos siguen repudiando, los más de los masones hacemos pública nuestra condición de tales, quedando a cambio sometidos a todo tipo de ataques de una minoría de fanáticos –desechos de la historia– que nos someten a todo tipo de difamaciones y calumnias. ¿Qué más podríamos hacer para satisfacer la curiosidad pública?

D. Miguel Ángel Foruria (derecha) junto a Juanca Romero

D. Miguel Ángel Foruria (derecha) junto a Juanca Romero

¿Considera normal o habitual, que en un territorio de superficie limitada como el de las Islas Canarias, la Gran Logia de España tenga nada más y nada menos que una veintena de logias? -En primer lugar debo aclarar que en forma alguna soy o puedo pasar por portavoz de la Gran Logia de España. Dicho esto y aunque le extrañe, he de decirle que la verdad es que no… siempre y cuando cada Logia tenga un número mínimo de miembros que le permita conservar y ejecutar íntegramente la parte ritual de los trabajos de Logia, lo que es fundamental e imprescindible para que una Logia sea el lugar de trabajo de un grupo determinado de masones.

Por lo demás, debo aclararle que una Logia se compone de un mínimo de Maestros, Compañeros y Aprendices Masones con identidad de inquietudes, con un proyecto de trabajo de Logia en común; que se realiza tras la apertura ritual de la Logia y que terminan una vez que se cierra de igual manera. Aunque también el “Proyecto de Logia” podría centrarse en una labor a realizar de forma externa a los trabajos rituales de la Logia. Por ejemplo, una Logia podría estar encaminada al estudio de las fuentes del derecho y su aplicación en la sociedad actual. Y es un ejemplo que se me acaba de ocurrir. Pero otra podría inclinarse a la acción social directa. Otra más a la formación filosófica de sus miembros; a la historia, a la literatura, a la medicina, y un tan largo etcétera como usted se pueda imaginar.

 

La masonería promueve entre otros grandes valores, el autoconocimiento y la fraternidad. ¿Esta división no es quizá el mejor ejemplo? -Si el hombre no se conoce a sí mismo poco o nada es como tal hombre. Así una parte importante del trabajo del masón gira a ese fin. Sin fraternidad autentica no se resolverán nunca los problemas de la Humanidad. Mientras que no seamos conscientes que los problemas de nuestro vecino son realmente nuestros problemas, y sus necesidades las nuestras, el mundo no saldrá del giro de guerras y conflictos de todo tipo en el que está inmerso. Este sentimiento de auténtica fraternidad es el que intentamos crear entre los masones, con el objetivo de que sean los pilares sobre los que podamos construir una Sociedad donde realmente reine la hermandad y la primera prioridad sea el Hombre.

De izquierda a derecha, D. Marino de Armas, 33º (Pasado Venerable Maestro Logia Añaza), Juanca Romero (periodista),  D. Gemán Delgado (arquitecto) y D. Miguel Ángel Foruria, 33º (último Gran Maestro del Grande Oriente Español)¿Puede existir la percepción, visto desde otras logias repartidas por el mundo, de que la Gran Logia de España ha perdido el original rumbo que trazaron sus fundadores? -Insisto en que no soy portavoz de la Gran Logia de España. Aclarado esto, no veo la razón de que tal pudiera ser. Conozco muy bien la realidad y la percepción que de la Gran Logia de España tienen las Grandes Logias Hermanas de otros países, en especial y por razones de idioma las iberoamericanas. Soy Representante en España de varias de ellas y tengo relaciones personales con un buen número de masones de todo Iberoamérica, además soy miembro activo de una Logia en México; así que hablo con conocimiento de causa.

Dicho esto, entre el negro y el blanco hay una infinita gama de grises. Y en un rosal hay rosas, pero también espinas. Con esto quiero llamar su atención sobre que las Logias se nutren de seres humanos que llegamos con nuestra carga de vivencias personales, con nuestras filias y nuestras fobias, y que no siempre los encargados de filtrar las solicitudes de iniciación están a la altura de su misión. Así, en ocasiones en las Logias puede haber “masones” que han entrado en la Masonería pero la Masonería ni ha entrado ni entrará nunca en ellos… de ahí se pueden derivar problemas y circunstancias indeseables que siendo comunes en el mundo profano nunca deberían existir en la Masonería.

 

¿Continúa existiendo la “anti-masonería” en España? -Sí, pero muy diluida y centrada en determinados sectores de la sociedad que no terminan de entender el sentido y la función de la Libertad. La anti-masonería básicamente está situada en la extrema derecha y la extrema izquierda; también, pero cada vez menos, en personas e instituciones humanas que se arrogan la representación de dios, en su concepción personal; y le ruego que lo escriba así, en minúsculas, para diferenciar ese concepto tan particular, del de los auténticos creyentes en Dios.

¿Es la mezquindad y la ignorancia la que hace que muchos de los denominados intelectuales del país mantengan el sello del desprestigio sobre la masonería en España? -O quizás el miedo a la libre competencia en el terreno de lo Intelectual. Piense en que los más de esos auto-titulados “intelectuales” viven de su pretendida intelectualidad y tienden a monopolizarla por miedo a tener que “repartir la tarta”. Para ellos la intelectualidad es un medio de vida; en tanto que para el auténtico intelectual es un fin a sí misma. Luego, claro está, la ignorancia es la mayor fuente del fundamentalismo, sea religioso, sea político. Solo un ignorante es capaz de creerse en posesión de la Verdad. Solo un mezquino ignorante puede no darse cuenta de que la Verdad es como un gran globo y que nos situemos en la zona que nos situemos en relación a ese globo solo podremos ver una parte del mismo, es decir, solo percibimos una parte de la verdad.

¿Es posible que alguna de estas personas esté incluso dentro de una logia, instaurado como un buen masón más? Dicho de otro modo, ¿tiene la masonería algunos contrarios dentro de las propias logias con la misión de minarla? -No puedo negarlo ni afirmarlo. Sí algunas actitudes a veces harían pensar que ciertos miembros de la Masonería trabajan para desprestigiarla… aunque lo más probable es que simplemente sea que su sitio no está en la Masonería. Como decía antes lo más probable es que algunos hayan entrado en la Masonería, pero la Masonería no haya conseguido entrar en ellos. De ahí ciertas actitudes que, a veces, chocan frontalmente con los principios que defendemos. Pero, lo repito aun otra vez: entre el negro y el blanco hay una infinita gama de grises. Así que lo mejor es aplicar la máxima de no juzgues y no serás juzgado.

Para finalizar. ¿Todo hombre y mujer tiene un masón latente en su interior? -Pues creo que sí, que todo aquel que no crea que el mundo comienza y termina en él, es un masón en potencia. Como seguramente lo es todo aquel que admita que estamos en esta vida –no sé si hay otra– para hacer algo en concreto y que si conseguimos saber que es ya tenemos la mitad del camino andado. En todo caso no todos los que usan el mandil son masones stricto sensu; y por la calle nos cruzamos con muchos masones sin mandil. Creo que se entiende lo que quiero decir.

Publicado en Entrevistas

CP Redacción San Bartolomé de Tirajana _

Se celebra hasta este sábado en la Casa Condal de Maspalomas, cuya galería de arte acoge una exposición ilustrada e informativa sobre la masonería y la sociedad

 

El alcalde de San Bartolomé de Tirajana, Marco Aurelio Pérez Sánchez, inauguró este jueves junto al Soberano Gran Comendador de la Gran Logia de España (GLE), Jesús Soriano Carrillo, la exposición informativa e ilustrada‘Masonería y Sociedad’con la que se inicia en la Casa Condal de Maspalomas el III Encuentro de los Cuerpos Jurisdiccionados del Supremo Consejo del Grado 33 en Canarias.

La exposición recoge en 13 paneles la historia de la masonería y los orígenes de la masonería moderna, que tiene sus albores en los gremios y cofradías de las sociedades de constructores de la Edad Media, luego abiertas a burgueses y aristócratas librepensadores. La fundación de la primera Gran Logia se data el 24 de junio de 1717 en Londres, formada por cuatro logias.

El muy poderoso e ilustre Gran Comendador destacó el valor testimonial y “común” de la muestra, destinada a “acabar con los tabúes” sobre la masonería y a ilustrar “las aportaciones y grandes avances desconocidos” que la Gran Logia ha hecho a la sociedad española, como fue la Ley del Jurado de 1820 “bastante mejor a la que ahora tenemos”, dijo.

A modo de recuerdo de estas jornadas, que se prolongarán hasta el sábado, Soriano Carrillo obsequió al municipio con una carpeta con dibujos masónicos de Manuel Baeza, perteneciente a una colección impresa de sólo 300 ejemplares.

El alcalde Marco Aurelio Pérez valoró el detalle del Gran Comendador y agradeció que la GLE eligiera Maspalomas y el municipio de San Bartolomé de Tirajana para la celebración de este III Encuentro del Supremo Consejo en Canarias. “La exposición servirá para que la masonería y la sociedad se acerquen, para que los vecinos conozcan que sucede a su alrededor, y qué es lo que la masonería como parte de la sociedad puede aportar a la propia sociedad.

En ese sentido, la muestra explica qué es y en qué consiste la masonería como orden iniciática que busca el perfeccionamiento ético del ser humano; sus símbolos y ritos heredados de los constructores de catedrales de la Edad Media, de los misterios de la antigua Grecia, de la cábala hebrea o la tradición pitagórica entre otros; y abunda sobre la logia como templo y lugar de trabajo de los masones.

 

170 logias en España

Entre los paneles informativos destaca el dedicado a la Gran Logia de España, depositaria del legado histórico del Gran Oriente Español fundado en 1889. La GLE, dirigida por el Gran Maestro asistido por Grandes Oficiales y con dos órganos de gobierno (la Gran Asamblea y el Gran Cónclave) cuenta actualmente con más de 3.000 miembros agrupados en 170 logias en las provincias masónicas de Andalucía, Islas Baleares, Canarias, Castilla, Cataluña, Madrid, Murcia y Valencia.

La exposición también abunda con nombres propios sobre masones ilustres en campos tan diversos como la política, música, filosofía, ciencia, literatura, cine. Ha habido masones ilustres inventores, presidentes de EEUU, astronautas e incluso premios Nobeles de la Paz y otras ramas.

La muestra alude asimismo a los grados inefables (del 4º al 14º) y capitulares (del 15º al 18º) y sus respectivas enseñanzas; a las masonerías simbólica y filosófica; a los grados filosóficos (del 19º al 30º) y administrativos (del 31º al 33º), imprimiéndose en el conocimiento de los primeros que la ignorancia, la intolerancia, la superstición y el fanatismo son los grandes enemigos de la libertad del hombre, y en los segundos el estudio obligatorio de los filósofos herméticos.

En la exposición destaca un panel dedicado expresamente a los cuatro alcaldes masones de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria: Antonio López Botas, Nicolás Díaz Saavedra, Juan Rodríguez Doreste y Jerónimo Saavedra Acevedo, exministro y actual Diputado del Común en la Comunidad Autónoma de Canarias, que también estuvo presente en la inauguración de la muestra y en la posterior conferencia del Gran Comendador sobre ‘La masonería en el debate social de la España de la Restauración’. Saavedra también ofrece este viernes en la Casa Condal de Maspalomas, a las 19:30 horas, la conferencia ‘Ética y valores, aportación de la Masonería’.

Publicado en Tendencias

CP Entrevista _

© Juanca Romero Hasmen

 

Entrevista con Marino de Armas,
Venerable Maestro Masón del Grado 33

(1ª Parte)

Esta semana nos adentramos en un apasionante y poco explicado asunto que estoy seguro no dejará indiferente a nadie. La Masonería se ha criminalizado a lo largo de las décadas, especialmente tras el funesto paso del dictador Franco por el mapa existencial de todos los españoles. Buscando poner algo de luz en este interesante tema, y recurriendo a nuestra siempre nutrida hemeroteca, rescatamos en dos entregas una entrevista realizada a Marino de Armas, maestro masón del que mirando un esbozo de su currículum, podemos comprobar la importancia de su persona en la masonería. Miembro de la Gran Logia de Cuba, Gran Logia de España, Gran Logia Unida de Inglaterra, Gran Logia de Nuevo León, México. Supremo Consejo del Grado 33º Cuba, Supremo Consejo del Grado 33º España, Supremo Gran Capitulo España Arco Real, Gran Priorato del Temple de España, Knight Templar Priests, Gran Colegio de Inglaterra, Orden Masónica de Athelstan de Inglaterra, Gales y sus Provincias de Ultramar. Debido a lo intenso y nutrido de la conversación mantenida con él, publicaremos la próxima semana en este mismo diario, la segunda parte de una entrevista verdaderamente esclarecedora.

Marino de Armas, ¿cómo debo presentarte? - Como carpintero que soy, o como masón, o como ciudadano del mundo, escoge.

¿Cuándo surge la masonería? - Vamos a ver… los orígenes de nuestra orden se pierden en la noche de los tiempos. A partir del uso de herramientas propias del oficio de cantero. Para conocer la historia en ocasiones debe verse desde el punto de vista amplio y no lineal. Oficialmente surge en 1248, y se conoció como los Estatutos de los Canteros de Bolonia. Se trataban aspectos jurídicos y administrativos del gremio de los Maestres Muratori, o sea los maestros masones. Como ves, hasta en la vida de la calle hay cosas nuestras. En los gremios medievales antiguos existían unas reglas, las que cuando entraba un neófito y éste pasaba por los grados de la Masonería, alcanzando la condición de Maestro, se le otorgaba una marca, que podía ser un círculo, un puntito….

Siempre escuché hablar sobre que la Masonería se remonta a la Edad Media, de aquellos gremios de constructores de catedrales, pero parece que podemos ir más atrás, al Antiguo Egipto… -Incluso mucho más atrás Mesopotamia, Babilonia. Si te fijas, se han descubierto grabados en las paredes, que hablan de los Annunakis. En esos grabados se puede ver el disco solar alado. Si te vas a las pirámides egipcias, vuelves a encontrarte con el disco solar alado. Si resides o viajas a Tenerife, te invito a que te vayas a la calle San Lucas dónde está el Templo Masónico de la Logia Añaza construido en 1900. Es el único construido con permiso especial para Templo Masónico, y el único en su estilo en toda Europa. Yendo a un aspecto concreto,  en el pórtico de la entrada también puedes ver el disco solar alado.

Y sobre las conocidas marcas de canteros ¿Cuál era su objetivo? -Pues muy simple, cobrar. Cada maestro tallaba un bloque, le ponía su marca, y entonces cuando se iba edificando, venía el capataz, revisaba, veía la marca, y decía, pues esta pertenece a Juan, la otra pertenece a Pedro, y así sabía si te pagaba o si te descontaba. En otros casos las marcas señalaban el nombre simbólico.

¿En la logia cada miembro tiene un nombre simbólico? -Según las antiguas tradiciones sí. España fue una de las primeras que empezó con el tema de los nombres simbólicos. Según los antiguos usos y costumbres, no se lo ponía uno mismo sino que era “bautizado” por su padrino o mentor. ¿Cómo lo hacía? Con arreglo al pasado de ese neófito y según un plan o una idea de el futuro de ese masón. Si te pongo como ejemplo el nombre mío, Kemnebi Baruti Usir (nombre egipcio), significa “tigre negro del maestro Osiris”. Tiene una trayectoria y una interesante historia.

Y en la piedra se dejaban señales, símbolos, se escribían historias…
- La Masonería nunca ha escondido nada. Todo lo ha dejado escrito en piedra.  Aquel que tenga ojos que vea, es simple.

¿Masonería es sinónimo de secretismo? - Mira, hay una cosa que es sagrada para nosotros; El masón jura primeramente en un ara cuando se inicia, o el neófito al iniciarse, jura jamás revelar el nombre de sus hermanos. Él puede decir que es masón, pero nunca debe decir quién es masón. Gracias a eso, cuando Franco fusiló a muchos masones, se salvaron otros tantos. Muchos murieron por mantener el secreto de la orden, otra cosa que no se revela es lo que se habla dentro de nuestras reuniones o tenidas.

¿Cómo se eligen a los discípulos? ¿Qué cualidades hay que tener para entrar en una logia? –Te respondo con una serie de preguntas: ¿Tu compañera o esposa te considera un buen esposo? ¿Tus padres piensan que eres buen hijo? ¿Tu hermana/o te considera que eres un buen hermano? Pues se acabó, tienes todas las condiciones para ser masón. ¿Es tan difícil? Ah, la billetera no hace falta. No somos una élite económica, somos hombres libres y de buenas costumbres. Libre pensadores.

 

Marino de Armas

¿Qué es la masonería? Porque estamos hablando de Masonería, pero no tengo ni idea de lo que es. -Es la institución filantrópica y filosófica de la moralidad, cuyo fin es disipar la ignorancia.

¿Franco era masón o anti-masón? - Franco no era masón, y sus propios compañeros de armas no dejaron que él entrara. Los que eran masones eran sus hermanos y su padre.

¿Qué papel juega la mujer en la Masonería? - En España, desde 1767, existían unas logias que se llamaban logias de adopción, que eran supervisadas por masones, específicamente los masones de la logia Las tres flores de Lis. Fue la primera logia española. Si te pones a ahondar un poquitito más, verás que los movimientos de la igualdad de la mujer, surgen sobre el 1848 aproximadamente. Estos movimientos fueron apoyados, entre otros, por un masón belga que te sonará, Carlos Marx. Para no desviarme del tema. Entre las logias de adopción del Grande Oriente Español antiguo, existía unas que se llamaban Las hijas de la regeneración, en Cádiz, Las hijas de los pobres, en Madrid y Las hijas de la unión, también de Madrid. Todo esto bajo el auspicio del Grande Oriente Español. Y eso está controlado en el anuario de 1894 a 1895, del Grande Oriente.

Pero me estás hablando de mucho, mucho tiempo atrás. - Te voy a poner otro ejemplo. Aquí en Tenerife hubo dos damas: América Martín y su hermana Isabel Martín. El 21 de enero del 1908, fueron iniciadas como lobatones, en la famosa Logia Añaza de Santa Cruz de Tenerife. Y esto consta en el expediente 32, legajo 568, expediente 37 del Archivo de Salamanca.

¿En la Masonería la mujer será tratada igual que cualquiera de sus hermanos masculinos? - Vamos a ver, la mujer no es que sea tratada igual que sus hermanos masculinos, es que las mujeres en España disponen de la Gran Logia Simbólica de España, de la Gran Logia Femenina de España, de la Gran Logia Mixta…

¿Entonces hay logias mixtas -hombres y mujeres-? - Sí, la Gran Logia Mixta

¿Esconde algo? - Vamos por partes, porque la cosa es interesante. Todas las grandes logias del mundo realizan una vez al año, una tenida (reunión) que se llama Tenida Blanca. Esta tenida es con las puertas abiertas, y ahí entran hombres, mujeres, niños, Opus Dei, no Opus Dei, santeros, vendedores de…, los que quieran. Como apunte interesante, te diré que la Logia Añaza después de la dictadura de Franco, fue la primera que hizo la Tenida Blanca, y fue aquí en Tenerife, concretamente en Icod.

¿Se es masón las 24 horas del día?

Sí, por supuesto. El masón no es sólo aquel que coge y le roba tiempo a su familia para irse a filosofar.

Tú eres masón en la logia, fuera de la logia, en el trabajo… porque lo primero que debe de tener un masón es lealtad. Tienes que tener lealtad con tus hermanos, lealtad con tu institución, lealtad con tu trabajo, lealtad para contigo mismo.

¿Qué hay después de la muerte para un masón? ¿O eso es algo individual de cada uno? -Para un masón está el sueño, del mismo modo que estuvo para los constructores al principio de los tiempos; crear edificaciones a la gloria del Gran Arquitecto del Universo, o del Gran Poder Creador, o del Poder Universal. Para un masón el sueño es llegar al Jerusalén celestial, un remanso de paz de la nada, y reencontrarse allí con sus hermanos antiguos.

¿Funcionaría un país gobernado por masones al 100%? - La Masonería no permite dos discusiones de temas fundamentales, ni de política, ni de religión. Ahora sí te puedo garantizar una cosa, si hoy en día disfrutamos de democracia, es porque nosotros somos demócratas. ¿Cuántos masones lucharon por la Pepa aquí en España? ¡Ojo!, qué no somos lobby de poder. Los masones no somos una élite económica, somos una élite de conciencia.

¿El aborto? - El aborto es un tema personal con repercusión colectiva, y no es un tema masónico.

¿Homosexualidad y masonería? - La orientación sexual de cada uno, es problema de cada uno, y decide qué hacer con su cuerpo. Tampoco es un problema masónico.

¿Un homosexual podría entrar en una orden, ser masón? -Sobre este tema, ya que me has entrado a saco, te voy a decir que en Francia existe una logia de gays. Casualmente el 11 de noviembre de 2013, creo recordar, en Torrelavega, la logia Semper Fidelis 150, dependiente de la Gran Logia de España, dio una conferencia titulada “Masonería y homosexualidad”. ¿Dónde está el cuchillo en el cuello que te pongo? Tú mismo. La gimnasia no tiene que ver con la magnesia. Perdóname ese refranero cubano.

Publicado en Entrevistas