Lunes, 28 Enero 2019

El Cabildo y el Ministerio de Defensa sellan un acuerdo para dar un uso público a los cuarteles de La Laguna

  CP Tenerife
Valora este artículo
(0 votos)

Canarias Plural_

Redacción Tenerife

 

José Alberto Díaz indica que se dará un salto de calidad al permitir crecer en nuevas dotaciones, en nuevos espacios y servicios que se van a destinar a ofrecer mejores condiciones de vida a nuestra sociedad

 

El Cabildo de Tenerife y el Ministerio de Defensa han firmado hoy lunes [día 28], un Protocolo de Intenciones por el que se acuerda el marco global de actuaciones a desarrollar para la enajenación, desalojo y reubicación de determinadas instalaciones militares situadas en la Isla. Se trata de los inmuebles que ocupan el cuartel de San Francisco (El Cristo), el cuartel de Las Canteras y los acuartelamientos de Ingenieros de La Cuesta, Ofra-Vistabella y La Cuesta; todos ellos ubicados en La Laguna.

Este documento, rubricado por el presidente insular, Carlos Alonso y la ministra titular, Margarita Robles, describe la operación que se llevará a cabo y que incluye cada una de las actuaciones a realizar, con sus correspondientes convenios, para el desalojo y la enajenación de estas dependencias militares que ocupan una superficie global de 252.387 metros cuadrados. El coste de esta operación estará en función de las tasaciones oficiales que se harán próximamente. Así, durante el acto, que ha tenido lugar en el Centro Ciudadano ‘El Tranvía’, el presidente insular hizo alusión al concepto de ciudad para las personas, “es el que debe marcar nuestra acción de gobierno y es el que ha primado a la hora de sentarnos a marcar el futuro que queremos para La Laguna, el área metropolitana y la Isla en su conjunto”, afirmó.

Carlos Alonso explicó que el Cuartel de El Cristo, situado en pleno centro histórico, declarado BIC, pasará a ser un enclave para la generación 2030 y tendrá espacios de formación, de desarrollo del conocimiento, de la innovación y de la creatividad para esa isla futura que diseñamos cada día para las personas. En cuanto al Cuartel de Las Canteras, que está cerrado y en desuso, se convertirá en un centro de servicios para el Parque Rural de Anaga, ubicando instalaciones asociadas al mismo como el Centro de Interpretación, aulas de la naturaleza e incluso un albergue. Y los tres cuarteles que forman la base de La Cuesta, el Cuartel de Ingenieros, el de Ofra-Vistabella y el de La Cuesta, situados en el barrio de La Cuesta, en una zona densamente urbanizada, que necesita viviendas, espacios libres, dotaciones y equipamientos, y que con esta operación se convertirá en una zona completamente nueva, el centro neurálgico del barrio, con nuevos edificios, parques y zonas comunes.

El presidente insular agradeció la colaboración en todo este proceso del Ejército, “que ha sido un protagonista destacado en la sociedad y la cultura de esta Isla. Ha estado siempre dispuesto a colaborar allí donde se le ha necesitado. En las labores de limpieza y reconstrucción tras las catástrofes naturales que ha sufrido la isla; en el auxilio de las personas en los accidentes y tragedias acaecidas; en la construcción de caminos, carreteras, puentes o muelles; en el tendido del telégrafo submarino o las canalizaciones de aguas. Y ello le ha granjeado el respeto y el cariño de los tinerfeños, así como los más altos reconocimientos por parte de las distintas instituciones, incluida la Medalla de Oro de la Isla, que el Cabildo le otorgó hace unos años”.

Por su parte, la ministra de Defensa, Margarita Robles, destacó la “finalidad de servicio público de las fuerzas armadas”. De igual modo, afirmó que “estamos implicados en la sociedad, aparcando la política; puesto que nos exigen que todos trabajemos cuantos antes para este diseño de ciudad para el futuro”.

El alcalde La Laguna, José Alberto Díaz, dijo que hoy “es un día importante para La Laguna; importante porque la escenificación de este acto va a permitir a la ciudad y a la Isla, dar un salto de calidad; le va a permitir crecer en nuevas dotaciones, en nuevos espacios y servicios que se van a destinar a ofrecer mejores condiciones de vida a nuestra sociedad”. Añadió que “son espacios que vamos a recuperar para la ciudadanía del municipio. Estos espacios, junto con la apertura del Parque de Las Mantecas, que acoge el Polo Científico, supondrá una mejora cuantitativa y cualitativa en la calidad de vida de los vecinos y vecinas de la zona. No cabe duda de que todos son espacios que serán destinados para el disfrute de toda la sociedad lagunera”.

El Cabildo inició, hace unos años, con el Ministerio de Defensa, contactos para recuperar algunas de las instalaciones militares en la Isla y destinarlas al uso colectivo. Así, durante los últimos tres años se ha avanzado en esta idea y es ahora cuando se va a consolidar con la firma de un Protocolo de Intenciones entre el Cabildo y el Ministerio de Defensa.

El Protocolo de Intenciones incluye, en una primera fase, la adquisición por parte de la Corporación insular, los inmuebles que ocupan el cuartel de San Francisco o El Cristo (17.677,50 metros cuadrados), que se destinará a uso educativo y el cuartel de Las Canteras (85.279 metros cuadrados), cuyo uso estará asociado al Parque Rural de Anaga.

En paralelo se iniciará el desalojo de las instalaciones militares que actualmente están ubicadas en los tres cuarteles de La Cuesta: Ingenieros (76.336 metros cuadrados), Ofra-Vistabella (44.168 metros cuadrados) y La Cuesta (28.927 metros cuadrados) y el Cabildo llevará a cabo la modificación de la ordenación urbanística de los terrenos que actualmente ocupan estos tres acuartelamientos, para posibilitar la introducción de usos de espacios libres, equipamientos y residenciales. También está prevista la cesión, por parte del Ministerio de Defensa, de los terrenos desafectados para equipamientos y sistemas generales (según lo que se acuerde en el convenio urbanístico que proceda).

El Renacimiento de la ciudad de La Laguna y su recuperación para la ciudadanía es más que una idea o un concepto. Se hace cada vez más real con el impulso de acciones como las que presentamos hoy que devuelven a La Laguna un gran espacio de más de 250.000 metros cuadrados de terreno militar que pasará a partir de ahora a tener un uso social, educativo, cultural, residencial, comercial y de ocio.